El vía crucis de Cristina Cifuentes
Ampliar

El vía crucis de Cristina Cifuentes

viernes 16 de marzo de 2018, 21:20h

google+

linkedin

Comentar

Imprimir

Enviar

Cristina Cifuentes está pasando un especial vía crucis, ahora que está punto de llegar la Semana Santa, desde que las investigaciones de la corrupción en el PP y en el Gobierno de Madrid en la etapa de Aguirre y González comenzaron a salpicarla, gota a gota, hasta que el chaparrón de las
declaraciones de Francisco Granados le ha mojado de lleno

A la presidenta madrileña se la nota nerviosa y no es para menos. Sus declaracione de que, en realidad y a pesar de los cargos que tenía en el PP, no pintaba nada y que todo lo decidían en petit comité la lideresa, Ignacio González y Granados, son creíbles pero solo parcialmente ya que algunos de los asuntos motivo de intervención judicial -como el restaurante de la Asamblea de Madrid- precisaban de su visto bueno y de su firma directa. El hecho de que no quiera o no se atreva a denun iar al que
se lo mandó la deja sin red en el trapecio. Ese pecado original le persigue a pesar de sus intentos por
superarlo.

Por contra, Granados ha desatado una verdadera ola de acusaciones -sin pruebas- contra Aguirre,Cospedal, Ignacio González y la propia Cifuentes, que solo puede ir a más. La omertá que funcionaba en la dirección del PP madrileño en los tiempos en que gobernaba la Comunidad de
Madrid se ha roto y eso no le deja dormir a Cifuentes que teme levantarse por la mañana con nuevas acusaciones de sus ex compañeros de partido.

Cifuentes ha pasado de ser la política que había conseguido el apoyo de Ciudadanos para gobernar Madrid frenando tanto al PSOE como a Podemos, a tener que jugar en la cuerda floja todos los días intentando convencer a amigos y enemigos que su cruzada contra la corrupción va de veras y que no trata de tapar ninguna vergüenza de su etapa anterior cuando llegó a ser presidenta de la Asamblea de Madrid, por voluntad de Esperanza Aguirre con la que rompió, eso si es verdad, en la última etapa de la lideresa cuando ésta e Ignacio González trataron de enfrentarse a Mariano Rajoy.

Prueba de esta ruptura fue el nombramiento que el presidente del PP le hizo de delegada del Gobierno en Madrid, su trampolín para convertirse finalmente en la candidata a la Comunidad de Madrid consiguiendo finalmente llegar a la Presidencia mientras Aguirre fracasaba en su aventura
municipal derrotada no tanto en las urnas sino en los pactos por Manuel Carmena.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Más Actual

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.