Ruta del Serrablo

Ruta del Serrablo

google+

linkedin

Comentar

Imprimir

Enviar

No se trata de un recorrido de montaña, ni senderista. Con el nombre de Iglesias Románicas de la Ruta del Serrablo, se define a un conjunto de iglesias ubicadas en pequeños pueblitos, con características comunes y con una antigüedad de mil años.

No pretendemos que recorras 17 iglesias en una jornada maratoniana, pero si sugerimos que con la escusa de visitar alguna de ellas, conozcas parajes interesantísimos, pueblos donde la forma de vida tradicional se mantiene basada en agricultura y ganadería, puedas charlar con la gente del pueblo, ya que la impronta turística es menor, y puedas empaparte de esas tranquilidad y sosiego que da pasear por las calles, ver las casas y visitar las iglesias.

No es este el foro para relatar las características estilísticas de estos edificios, pero si hay que citar que los estudiosos les atribuyen dos orígenes o improntas, una mozárabe es decir, del sur, del Islam y otra del norte, del románico lombardo. Sea como fuere, es de resaltar que unos edificios que han durado mil años es porque se construyeron bien, siguiendo unos patrones y para ser durante muchos años “la casa” más importante del pueblo. ¡Y además son bonitas!

Se construyeron fuertes, recias, para durar, de piedra trabajada, no cantos rodados. No muy grandes, pues la obra era cara, ni muy altas, acaso alguna torre-campanario, como en Lárrede o San Bartolomé de Gavín, que las hacen más singulares. Los interiores son oscuros pues las ventanas son escasas y pequeñas y las paredes en la mayor parte de los casos han perdido las pinturas. El exterior no es de muchos adornos, pero sí muy armonioso. Se pueden ver unos arquillos semicirculares y unas piezas de piedra verticales, que se llaman baquetones donde comienza la cubierta.

Cuando los techos fueron de madera la cosa no fue tan bien, pues sucumbieron al paso del tiempo y a las inclemencias del tiempo. Afortunadamente se creó hace unos años una asociación, Los Amigos de las Iglesias del Serrablo, que las han rehabilitado y que tienen su sede en el Castillo de Larrés, también visitable.

Os sugerimos algunas de las iglesias muy próximas entre sí: Satué, Lárrede, San Juan de Busa, Susín, La Torraza (torre-vigía, no iglesia) y Oliván.

Para visitas en las que se quiera profundizar más, existe numerosa bibliografía tanto en Internet como en las librerías de la comarca, así como visitas guiadas a la carta.

Y recordad, la iglesia es un elemento más del pueblo, disfrutadlo.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.