Rivera copia a Putin para quitar a Rajoy
Ampliar

Rivera copia a Putin para quitar a Rajoy

google+

linkedin

Comentar

Imprimir

Enviar

El líder de Ciudadanos y su partido han encontrado la fórmula mágica para desalojar a Mariano Rajoy de La Moncloa sin tener que modificar la Constitución. Es tan simple que parece hasta mentira que no se les haya ocurrido antes a cualquiera de nuestros dirigentes políticos. Se trata de copiar a Vladimir Putin: ocho años dentro, ocho años fuera y otros años dentro y así hasta que los rusos se cansen. La única condición para permanecer hasta el aburrimiento en la gran silla del poder es contar con una sombra, un Dimitri Medvevev con el que alternar en el juego.

La Constitución rusa prohíbe estar más de dos mandatos seguidos en el poder, lo que no prohíbe es repetir. Y en base a esa norma Putin ganó las elecciones generales a presidente en el año 2000, las volvió a ganar en 2004 para en 2008 dejar en ese puesto al que había sido su jefe de gobierno, Medvedev, quien a su vez volvió a dejarle como candidato ganador en 2012, con nueva victoria en 2016. Ya veremos si en marzo de 2020 vuelven a cambiarse los puestos o dejan que sea el tercer hombre, Viktor Zubkov el que intervenga en los intercambios.

Algo que tenía Putin y no tiene Albert Rivera es el control de los aparatos de seguridad del estado, desde los servicios secretos herederos de la KGB, una diferencia fundamental para sobrevivir en la Rusia de hoy en la que se permite o se castiga el enriquecimiento sin límites dependiendo de la cercanía o lejanía al inquilino del Kremlin.

Modificar el artículo 11 de nuestra Constitución, sin tener que recurrir a un Referendum - que tan poco parece gustar a una buena parte de nuestros politicos - puede ser fácil si existe el acuerdo suficiente en el Congreso y en el Senado y el Tribunal Constitucional no pone reparos a ello. La iniciativa de Ciudadanos parte de una redacción bastante confusa que debería corregirse con la ayuda del resto de las fuerzas parlamentarias dispuestas a "impedir" que Mariano Rajoy se presente de nuevo, algo que es posible con esta fórmula pero difícil sin ella y con todo el PP cerrando filas con su líder, por lo menos en público, que en privado es otra cosa.

Muchos creen que el órdago de los independentistas catalanes busca un objetivo distinto al de un mero Referendum a celebrar el uno de octubre. Se realice o no, con más o menos violencia física y legal, con garantías democráticas o pucherazos de cartón, lo que ya está sobre la mesa son los días siguientes y lo que harán y plantearán el resto de formaciones, desde el PSOE al PNV pasando por Podemos, Izquierda Unida y los dos votos canarios.

Si con la fórmula mejorada que ha puesto en marcha Albert Rivera se impide que Rajoy pueda ser el candidato del PP en 2019 o 2020, lo que se abrirá en el partido del gobierno es una de las mayores crisis de su historia en la lucha por la sucesión. Fraga dejó todo atado y bien atado tras su renuncia en el Congreso de Sevilla; José María Aznar tenía tres claros candidatos sucederle tras su anunciado adiós. Ahora, Mariano Rajoy "reina" en el PP, no existe alternativa clara, ni se la espera y en un Congreso abierto y sin liderazgos fuertes puede pasar cualquier cosa.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)



Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.